Maranhão




maranhao

Durante la colonización, el Maranhão fue una área disputada por franceses y portugueses; siendo marcado hasta hoy día por la presencia europea. La capital São Luís, declarada património histórico por la Unesco en el 1997, preserva las calles estrechas y las moradas con fachadas de azulejo y balcones de hierro. En Alcântara, tombada por el Instituto del Património Histórico y Artístico Nacional (IPHAN), construcciones coloniales conviven con una avanzada base para lanzamiento de cohetes. Las manifestaciones populares, representadas por la coreografia exuberante, son atracciones durante todo el año, como el bumba-meu-boi.

En el Estado están ubicadas aún importantes áreas de protección del medio ambiente, como las dunas de hasta 50 metros de altura que se esparraman por el Parque Nacional de los Lençóis Maranhenses. En el invierno, el água de la lluvia forma lagunas en la arena y la reserva pierde la aparéncia desértica. Otra importante zona de preservación es el Delta del Parnaíba, entre el Maranhão y el Piauí, el único Delta de las Américas en mar abierto, con manglares, dunas y plaias. Várias islas, como la Isla del Caju (la isla es una propriedad privada y cuenta con hospedaje adaptada en una hacienda de moldes ingleses del siglo pasado; alimentación y transporte local, como caballos y charretes) son verdaderos sanctuarios ecológicos, abrigando garças, caballos selvajes, jacarés-do-papo-amarelo, cangrejos-uça, ostras y várias espécies vegetales además de espécies raras de aves, como marreco, carcará y el guará rojo.

Barra Grande Brazil

Presenta la segunda más grande costa litoránea brasileña, despues de Bahia, y mantiene la pesca como actividad importante en la economia. Con alrededor de 50t anuales, el Maranhão es responsable por la más grande producción de pescado artesanal del país, con destacado para el cangrejo, los camarones, elsururu, el cangrejo-uça; los cuales participan por supuesto activamente de la cocina regional. A partir de los años 70, la modernización del Maranhão gana impulso con las inversiones de la Superintendência de Desenvolvimento do Nordeste (Sudene) y de la Superintendência de Desenvolvimento da Amazônia (Sudam) en la agricultura, la ganadería y en el extractivismo vegetal y mineral.

La primera capitania del Maranhão, creada en el 1534, no llega a ser efectivamente ocupada. En 1612, los franceses instalan una colonia en la región, llamada de Francia Equinoxial y fundan São Luís. En 1615, los portugueses, comandados por Jerônimo de Albuquerque, derrotan los franceses e inician la colonización. São Luís es invadida por los holandeses en 1641, pero es recuperada por Portugal tres años despues.

Para estimular el desarollo regional, apoyado en la monocultura del azúcar y del algodón, es criada la Compañia General del Comercio del Estado del Maranhão, en 1682. Pero la Compañia exagera en su monopolio: los viajes de sus navios eran irregulares, el proveemiento de esclavos era insuficiente y de precio muy alto. La insatisfacción de los colonos con los altos precios de los productos importados y los bajos valores de sus artículos, motivó la revuelta, liderada por los hermanos Manuel y Tomás Beckman, la que fue, por lo tanto, duramente reprimida.

Unos 70 años despues, en el 1755, es instalada la Compañia General del Gran-Pará y Maranhão. En la segunda mitad del siglo XVIII, con la Revolución Industrial, las exportaciones de algodón tienen fuerte crecimiento, contribuyendo para el aumento de la economia y de la población. En el início de la República, la manufactura algodonera y productos como el arroz, azúcar y óleo de babaçu, sustentan la economía del Estado.



Você precisar para poder comentar.